CONFINAMIENTO Y VISIÓN - Centro Optométrico Especializado
15888
post-template-default,single,single-post,postid-15888,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-child-theme-ver-16.5.1530614682,qode-theme-ver-16.5,qode-theme-bridge,qode_advanced_footer_responsive_1000,wpb-js-composer js-comp-ver-6.1,vc_responsive

CONFINAMIENTO Y VISIÓN

CONFINAMIENTO Y VISIÓN

En primer lugar, os voy a hablar sobre cuáles serían los problemas de visión que podría ocasionar este confinamiento en niños y adultos, ya que el uso de los dispositivos se ha intensificado en estos días, ya sea por motivos laborales o de ocio y eso no es inocuo para la salud.

Empezando por los niños, el uso de pantallas está científicamente asociado con un peor desarrollo de los niños, ya que mientras los pequeños están observando pantallas, pueden perder oportunidades importantes para practicar y dominar las habilidades interpersonales, motoras y de comunicación.

Según expertos en pediatría el tiempo de exposición a las pantallas sería:

También hay evidencias de que mirar la luz de los dispositivos antes de acostarse descoordina el reloj interno del cuerpo, alterando los ritmos circadianos y a la larga puede ocasionar problemas de salud relacionados con patrones defectuosos del sueño.

Por otro lado y como punto muy importante tenemos la relación de la realización de tareas de cerca con el incremento de miopía.

Hay mucha evidencia de que el uso prolongado de la visión a corta distancia, con luz artificial agrava la cantidad de miopía en niños y niñas con predisposición genética. Por lo que el uso de móviles y Tablet es un factor de riesgo para el aumento de la misma.

(En China o Singapur se ha comprobado cómo el incremento del acceso a la escolarización ha provocado una auténtica epidemia de miopía y desde hace años se están tomando medidas.)

Consejos importantes para prevenir la miopía

  • Usar pantallas de alta resolución.
  • Utilizar gafas con filtro anti reflejante.
  • Tener una buena iluminación, de preferencia luz natural.
  • Modular el tiempo que se pasa frente a un aparato electrónico, especialmente en los niños.
  • Tomar tiempo al aire libre y con luz natural.

En caso de ya presentar miopía, usar métodos que frenen el aumento de la misma, como por ejemplo adaptar LC orto-k o específicas para ello.

En estos días además la televisión vuelve a cobrar protagonismo.

 Algunos consejos para visualizar la misma son:

  • No se recomienda verla totalmente a oscuras, así como evitar los reflejos de luces o de las ventanas. Una buena opción es utilizar cortinas que mitiguen esos reflejos, pero que no oscurezcan completamente la habitación.
  • La distancia a la que debe estar colocada la pantalla dependerá del tamaño, pero por normal general no debe situarse a menos de dos metros, mientras que la postura debe ser lo más perpendicular posible a la fuente de luz.
  • Adoptar una postura erguida.
  • Así como parpadear con frecuencia.

En cuanto a adolescentes y adultos, además de tener en cuenta el aumento de la miopía, los principales síntomas que se presentan por el uso indebido de los aparatos tecnológicos son:

  • Cansancio
  • Ardor en los ojos
  • Sequedad
  • Picor y parpadeo constante
  • Visión doble y/o borrosa, tanto a corta como a larga distancia.
  • Dolor de cabeza.
  • Dolor de cuello
  • Mareos
  • Sensibilidad al brillo de la luz, … entre otros

Que es lo que se conoce como SVI, síndrome visual informático.

  • E incluso, se pueden producir cuadros de ansiedad.

Algunos de estos indicios, como la irritación y la sequedad ocular, “se agudizan si se lee o utiliza a oscuras.

Además, el reducido tamaño de la pantalla y de la letra del dispositivo lleva a que los usuarios lo sujeten a una distancia de lectura menor y esto da lugar a un incremento de las demandas de acomodación y vergencias sobre el sistema visual para lograr enfocar correctamente el texto”. Por ello, recomienda utilizar tablets más grandes o pantallas de ordenador para usos más prolongados.

Consejos para teletrabajar preservando nuestra salud visual: 

  • La regla 20/20/20 consiste en dejar de mirar cualquier pantalla durante 20 segundos cada 20 minutos y centrar la mirada en cualquier punto que esté a 20 pies (poco más de 6 metros) de distancia para descansar la vista.
  • Tener buena iluminación. Iluminar los espacios un 50 % por debajo del nivel de luminosidad de la pantalla del ordenador.
  • Utilizar filtros de pantalla es una buena medida de protección.
  • Ajustar los colores del monitor para que sean siempre claros y mates, y evitar así los reflejos. Además, se recomienda configurar los caracteres y el tamaño de la fuente para facilitar la legibilidad.
  • La imagen ha de ser estable y sin destellos. En este sentido, es recomendable aumentar la velocidad de refresco de la pantalla, que esta se pueda orientar a voluntad con objeto de optimizar los ángulos de visión y que permita su regulación en cuanto a brillo y contraste.
  • Procurar que la pantalla esté siempre limpia y trabajar con texto negro sobre fondo blanco.
  • Sentarse correctamente, manteniendo una distancia adecuada a la pantalla 50 y 60 cm y la parte superior de la misma a una altura similar a la de los ojos o ligeramente más baja. Asimismo, se recomienda colocar el monitor perpendicular a la ventana para evitar deslumbramientos y reflejos.
  • Parpadear con frecuencia para evitar la aparición del ojo seco
  • Usar lentillas con una permeabilidad alta, en caso de ser usuario.
  • Dieta equilibrada. Elementos como el Omega 3 y vitaminas A, C y E, son beneficiosos para la salud ocular. Antioxidantes como la luteína tienen una importante capacidad para actuar de filtro de luz contra alguno de los efectos nocivos de los rayos solares. Es fundamental beber al menos 2 litros de agua al día para mantener una buena hidratación.